28 June 2022 05:02 PM

Las instituciones de calificación crediticia siguen estableciendo la confianza crediticia de Egipto

Tuesday، 17 May 2022 - 12:00 AM

En medio de los complejos y entrelazados retos y crisis a los que se enfrenta la economía mundial, a la luz de la pandemia de Corona y de las posteriores repercusiones de la crisis ruso-ucraniana, el Estado egipcio fue capaz de preservar los logros de la reforma económica; de forma que contribuyó a absorber y contener los efectos negativos de las perturbaciones internas y externas, y apoyar a los esfuerzos de estimular la inversión y diversificar los patrones de producción y localización de algunas industrias y el aumento de las contribuciones del sector privado al proceso de desarrollo; lo que tuvo sus frutos al mantener la visión positiva, estable y optimista de las instituciones internacionales de calificación crediticia para la economía egipcia.

A este respecto, el Centro de Medios de Comunicación del Gabinete publicó un informe que incluye una infografía en la que se destaca el éxito de Egipto, a la hora de mantener la confianza de las instituciones de calificación crediticia tras su respuesta positiva a las perturbaciones económicas mundiales, a la luz de las crisis que sacudieron a las economías más fuertes.

El informe señaló a la continuación de la fijación de la calificación crediticia de Egipto con una perspectiva estable, después de una ola de rebajas de calificaciones crediticias a muchos países en el mundo, ya que Fitch ha mantenido la calificación de Egipto en B + desde marzo de 2019, destacando que el reciente historial de reformas financieras y económicas de Egipto y su gran economía, que ha logrado un fuerte crecimiento, contribuyeron a estabilizar la calificación con una perspectiva estable.

Por su parte, Standard & Poor's ha fijado la calificación de Egipto en B desde mayo de 2018, señalando que su perspectiva futura estable para la economía egipcia refleja sus expectativas de que las políticas adoptadas por Egipto contribuirán a evitar un deterioro financiero importante, a la luz de la crisis de la subida de precios mundial.

Por su parte, Moody's ha afirmado la calificación de Egipto en B2 desde abril de 2019, indicando que las reformas económicas y financieras de Egipto respaldan su expediente crediticio a la luz de los desafíos actuales, según el último informe de la agencia publicado el 20 de enero.

El informe repasó los comentarios y las expectativas más destacadas de las instituciones de calificación crediticia sobre la evolución de la economía egipcia. Fitch indicó que la economía egipcia seguirá recuperándose durante el tercer trimestre de 2021 para registrar una fuerte tasa de crecimiento del 9.8%, impulsada por el crecimiento de las exportaciones y la demanda interna, esperando que la economía egipcia siga logrando un fuerte crecimiento durante este periodo.

Fitch, también, espera que el déficit por cuenta corriente se reduzca en los próximos años hasta alcanzar el 3.5% para el ejercicio 2022/2023, destacando que la recuperación tanto del tráfico del Canal de Suez como de los ingresos por turismo contribuyeron a la disminución del déficit durante el segundo semestre de 2021.

En este sentido, Standard & Poor's indicó, según el informe, que ante la aplicación de políticas monetarias contractivas a nivel mundial, la mayoría de los mercados emergentes; incluido Egipto, se vieron afectados, y se espera que Egipto pueda gestionar las condiciones actuales, manteniendo sus políticas fiscales a medio plazo.

La misma institución confirmó que, lo que Egipto alcanzó en los últimos años en términos de un pequeño déficit en la balanza de su comercio de petróleo, y lo que ahora ha alcanzado en términos de autosuficiencia en gas e incluso logrando un superávit, contribuyó a aliviar la gravedad de la crisis de los altos precios mundiales del petróleo sobre Egipto, explicando al mismo tiempo que ve perspectivas de crecimiento fuertes a medio plazo, apoyadas por la aplicación de reformas financieras y económicas.

A su vez, Moody's indicó que las recientes decisiones del Banco Central contribuyeron a proteger las reservas de divisas, esperando que el acceso de Egipto a fuentes de financiación adicionales contribuyera a reducir el déficit por cuenta corriente.

La misma agencia confirmó que la respuesta de Egipto a las repercusiones de la crisis ruso-ucraniana refleja la eficacia de las políticas gubernamentales, ya que los paquetes de apoyo han contribuido a aliviar las repercusiones de la subida de precios.

El informe revisó los países que mantuvieron la confianza de las instituciones de calificación crediticia entre la fijación o la mejora de la calificación según una serie de datos, que comienza con la última calificación disponible en 2019 antes de la pandemia de Corona hasta la última calificación disponible después de la crisis ruso-ucraniana.

Entre los países que mantuvieron la confianza de las instituciones de calificación crediticia, ya sea fijando o mejorando su calificación, según el informe, están los Estados Unidos de América, Suecia, Francia, Alemania, Japón, Brasil, Polonia, Irak, Ruanda, Indonesia, España, China, Arabia Saudí, Jordania, Australia, Kazajstán y Mongolia.

En cuanto a los países; cuya calificación crediticia ha disminuido, se encuentran Rusia, Ucrania, Canadá, México, Colombia, Turquía, India, Argentina, Bolivia, Perú, Angola, Sudáfrica, Italia, Kenia, Sudáfrica y Malasia.

Noticias Relacionadas

Más visitado

From To